Mes: marzo 2015

El “Two weeks test” se quedó en “one week test”

Inicié mi dieta de cero hidratos de carbono pero a la semana, como Adán con la manzana, caí delante de un chusco de pan sin remedio. Mientras me lo comía y lo disfrutaba me iba rebelando frente al concepto de la no ingesta de hidratos, justificándome a cada bocado. “si cumplo todo a rajatabla, me ajusto en un 95% en la alimentación y completo el 100% de los entrenos, ¿por qué no puedo comer pan? No me creo que por comer un poco de pan no vaya a llegar a la meta…” Así me iba convenciendo mientras decidía que no iba a renunciar al pan. Y durante los últimos días me he tomado mis bocatas, tostadas, etc… como cualquier hijo de vecino. Creo que he sufrido un “Bread attack” y así se lo he contado a Phil. Por supuesto, todo lo que había perdido de peso en la primera semana, lo recuperé con propina. Ahora bien,  he seguido con los entrenos, pero sin mirar la báscula. La báscula se ha ido al armario hasta nuevo aviso. Sólo quiero concentrarme en el día a día de los entrenos y en comer todo lo que debo, procurando iniciar un proceso de desactivación de la obsesión por el pan. Pero me cuesta, el crujiente me puede y no quiero renunciar a ello. Creo que es mejor comer pan a estresarme por no...

Read More

En la consulta del dietista

En el anterior post me situaba en el meridano de los entrenamientos y os decía que el método de Phil Maffetone no tiene nada que ver con otras metodologías. Y así me lo dijo mi dietista – nutricionista Jordi Sarola: “Realmente tu evolución no tiene nada que ver con la de otros deportistas. No sé si es positiva o negativa, no te lo puedo decir ya que me mantengo como espectador y analizador a nivel cineantropométrico de tu composición corporal. Para mí, tu reto es una aventura para aprender qué está pasando con esta alimentación tan rica en grasas. Tengo que decir con mucha humildad que soy un mero espectador de todo el proceso, pero no puedo dejar de opinar en función de mis conocimientos”. No hay nadie que se deje de sorprender, y yo la primera.  Jordi me comenta que a nivel de composición corporal desde la primera medición, no solo he aumentado de peso, sino también de tejido graso. Y eso es sorprendente porque la mayoría  de deportistas lo que intentan precisamente es quitar ese tejido graso y la evolución siempre es a la baja. De estar casi dos puntos por debajo del 20% me he situado por encima de ese porcentaje, lo cual, a nivel ortodoxo, pues no es positivo. Pero reconozco que parte de la culpa la tiene el estrés y las pastillas “antibaby” que...

Read More

En el meridiano

Después de cinco meses nos situamos en el meridiano del proceso de entreno bajo la tutela de Phil Maffetone y aplicando su método que poco o nada tiene que ver con los métodos tradicionales más usados para preparar una prueba como lo es un Ironman. Empecemos a repasar cada disciplina.   En la natación: “Pocas patatas” ¿Qué significa esto? Que no estoy motivada a mojarme. Nadar como un ratoncito en una piscina de 25 metros no lo veía muy grave, en cambio ahora sí. Es aburrido y no consigo hacer ni esos 2000 m que como mínimo se han de nadar en cada sesión. Cambié de estrategia. En vez de ir dos veces por semana me planteé ir cada día después de dejar a mi hijo en el colegio a las 7:50 de la mañana para nadar tan sólo 1000 m. La semana pasada lo hice tres días y francamente lo encajé muy bien: 20 minutos en una tirada de crol, ducha y segundo desayuno. Todo perfecto hasta que Phil me dijo que no me preocupara en absoluto “plenty of time to swim” (tienes un montón de tiempo para nadar) y en vez de ir a nadar estoy escribiendo tan feliz este post. Ya llegarán mejores momentos para nadar. Lo de la piscina me tiene frita. Espero que a partir de finales de marzo el tema esté ya para...

Read More