Squat con mancuernas, mejor con una

Aunque parece un ejercicio sencillo y aplicable a iniciados por su mayor estabilidad al presentar el centro de masas más bajo, esta variación con mancuernas presenta un inconveniente que afecta no solo de forma negativa a la técnica, sino también a la salud articular de las rodillas. Situar la carga de las mancuernas en las manos a los lados del cuerpo, tiene la ventaja de resultar más cómodo a diferencia de la barra donde la presión recae directamente sobre la columna, también el centro de masas se sitúa más bajo, lo que aporta mayor estabilidad, sin embargo, las mancuernas situadas a los lados de las piernas pueden interferir en el plano de recorrido de las rodillas de forma negativa. Para evitar el roce de las mancuernas con el lateral de las piernas, de forma casi inconsciente se tiende a una posición de valgo en las rodillas, es decir se dirigen hacia el interior, lo que provocará a su vez una sobrepronación del pie. Una mecánica que aumenta el riesgo de lesión femoropatelar y además la adquisición de un patrón incorrecto que posteriormente perpetuará en un squat más exigente con barra o cargadas. Uno de los mecanismos más útiles para generar una adecuada mecánica en todo squat es la de activar al glúteo medio como estabilizador de la cadera, para ello se recomienda la acción de “separar” el suelo con...

Read More