Mes: agosto 2014

¿Qué fue de la máquina de subir escaleras?

En la década de los 80 apareció la máquina de simulación de escaleras o stepmill, una especie de escaleras mecánicas sinfín con variaciones en la velocidad. Desde mi punto de vista, una excelente máquina para el tren inferior; un gesto natural, funcional para la vida y desde luego con transferencia hacia cualquier actividad deportiva, sobre todo para la carrera. Además de trabajar efectivamente los extensores y sobre todo el necesario e interesante glúteo mayor, mejoraba la movilidad en la cadera que se aseguraba siempre una posición neutra. Sin embargo, su ventaja se convirtió en su principal inconveniente; el ser capaz de movilizar tan eficientemente a todo el tren inferior y elevar de forma sistemática al propio peso corporal, conseguía un gran consumo calórico, pero también a cambio de cierta fatiga muscular y elevación de la frecuencia cardiaca Estos requerimientos sin embargo estaban alejados (desgraciadamente) de la inmensa mayoría de público que acudía al gimnasio, a los 5-10 minutos, muchas personas ya evidenciaban una fatiga muscular local en cuádriceps y entraban en un metabolismo anaeróbico. Esto supuso una utilización cada vez menor del público que apostaban por una bicicleta reclinada donde incluso podías leer el periódico o caminar en una cinta durante una hora para supuestamente quemar más grasa… Hoy la mayoría de público (sobre todo chicas) buscan y necesitan un trabajo funcional del glúteo mayor, hacer participar a los...

Read More

Este mes; vacaciones, una oportunidad para entrenar

Llegan las vacaciones, visita a la playa y para todos los que llevamos una vida activa… un bache para el entrenamiento. Sin embargo, estar en la playa sin entrenamientos intensos o máquinas, lejos de parecer un inconveniente lo podemos transformar en una gran ventaja. En primer lugar, debes tener presente una máxima que siempre intento transmitir; “La recuperación es parte del entrenamiento”. Con esto lo que quiero hacer ver es que estar dos o tres semanas con un nivel bajo de actividad es beneficioso para el rendimiento. En primer lugar las adaptaciones profundas al entrenamiento no se pierden en absoluto, se mantienen los niveles de fuerza, masa muscular y por supuesto capacidad aeróbica. Un descanso amplio nos permite no solo una recuperación de sistemas metabólicos, sino también una desconexión mental que nos motivará a regresar con energías renovadas y con ganas de comenzar una nueva planificación. Sinceramente, no creo que sea necesario llevarse a la playa el batido y buscar un gimnasio para no perder la forma. Creo que la playa nos aporta una oportunidad para realizar ejercicios diferentes prestando atención a otros aspectos descuidados y utilizando los medios que tenemos a nuestra disposición, por ejemplo la arena y una toalla. Este ha sido el objetivo del artículo que este mes de agosto he desarrollado en Sport Life. Ya que vamos a estar descalzos, es una buena oportunidad para...

Read More