Mes: junio 2015

Y tú, ¿cómo te motivas?

La palabra motivación viene del latín “motivus” movimiento y del sufijo “ción” acción o efecto. Como cuenta el psicólogo deportivo Gary Mack, los deportistas pueden “moverse” buscando el placer o evitando el dolor y el castigo. Así que la motivación estaría basada en buscar el éxito o evitar el miedo de fallar. Los que evitan el dolor o el castigo, sufren más. Y el sufrimiento genera estrés, miedo, ansiedad, frustración…en definitiva, emociones que no ayudan a la hora de competir y entrenar. Muchos deportistas relacionan el castigo y el sufrimiento con la responsabilidad. “Una persona responsable debería estar preocupada por sus marcas, por los resultados, por no cometer errores y por no fallar”. Lo cierto es que la responsabilidad es hacer lo que tienes que hacer. No hay ninguna definición que contenga “y para hacerlo tendrás que sufrir”. Obsesionarte con no fallar solo te llevará a fallar más. Porque toda tu atención estará puesta en el error y eso impedirá que te concentres en cómo sentir y ejecutar de forma correcta. Si eres un deportista popular y empiezas a obsesionarte con la ropa deportiva, el reloj, las marcas, las carreras, la alimentación y con querer controlarlo todo, acuérdate de esto: un día tu hobby dejará de ser un hobby. Se convertirá en una esclavitud más que en lugar de darte buenos ratos, te dará exigencias y sufrimiento. No olvides...

Read More

El sentido de lo que hacemos

Leyendo el libro “La felicidad no es el objetivo” de mi colega Pep Marí, me ha llevado a recordar la importancia de sentido y el significado que damos las cosas. Dice en el libro algo así como que las personas felices y satisfechas encuentran sentido a lo que hacen. Su trabajo o sus actividades tienen un fin. Cuando practicas deporte, tanto a nivel profesional como amateur, este concepto es vital. Hemos hablado muchas veces de lo importante que es tener objetivos. Pero los objetivos, las metas y los deseos tienen que tener un fundamento, ese sentido. ¿Para qué y por qué lo estoy haciendo? ¿Qué sentido tiene? ¿Qué placer y satisfacción obtengo? Encontrar lo que te moviliza tiene muchas ventajas. Veamos cuáles. Mayor disfrute. Cuando algo tiene sentido, produce satisfacción. Y la satisfacción, engancha. Todos buscamos ser felices, estar a gusto, sentirnos relajados, fluir y tener muchos momentos de placer al día. Cuantos más, mejor. La palabra satisfacción es el resultado de poder dedicarte a lo que te place. Menor tasa de abandono. Muchas personas empiezan a practicar deporte u otros hábitos saludables como dejar de fumar o comer de forma sana, sin tener un objetivo con sentido para ellos. O lo hacen porque se sienten presionados por los hijos “papá, deja de fumar”, por recomendación del médico “debería usted perder algo de peso” o porque sus amigos insisten...

Read More

La ansiedad de la recta final

En esta semana varios son los equipos que se la juegan. Se juegan el ascenso a primera, el descenso a segunda B y otros objetivos. Mantener la categoría o ascender es un momento muy delicado. A nivel psicológico requiere concentración, saber manejar la presión, dejar de pensar en las consecuencias de fracasar porque te impide estar en el presente y un cóctel de emociones que torpedean más que suman. Muchos son los deportistas, amateurs y profesionales, del deporte individual y del colectivo, que se ven sometidos a altos niveles de presión. La idea de tener toda una temporada por delante, relaja. Te permite tener otras oportunidades para recuperar errores. Pero cuando solo te queda una carta, el chip cambia. Si hay un momento importante para tirar de psicología deportiva, es este. Cinco consejos que te pueden ayudar. 1.    Dejar de poner cara seria como si fuera algo trágico. Todos conocemos la trascendencia del momento y cómo afecta un descenso o ascenso, la pérdida de una beca o cualquier otra consecuencia. No eres más responsable por mostrarte serio. Si estás todo el día con cara de “qué sufrimiento, qué ganas de que pase ya, me preocupa mucho este momento”, tu cerebro hará la siguiente interpretación: si mis gestos faciales indican que estoy ante un problemón, es que debo preocuparme. Y automáticamente desencadenará la respuesta de miedo y ansiedad. Tensará tus...

Read More