Hasta el próximo lunes puedes conseguir en el kiosco la revista Sport Life de marzo (que viene junto a la guía especial “Dietas para deportistas”) que se abre como desde número 1 con el comentario de nuestro editor Fran Chico. Muy interesante su reflexión sobre deporte y solidaridad

Aunque todavía estamos lejos de otros países como Inglaterra, dónde deporte popular y solidaridad forman un todo, tenemos que estar muy satisfechos de cómo está evolucionando en nuestro país la relación entre los retos deportivos y las causas sociales.
Tenemos por un lado los múltiples eventos solidarios, que son muy útiles ya no sólo para recaudar fondos sino para dar visibilidad a problemas sociales y humanos aquí en España o en países muy lejanos. Son una potente herramienta también para que gente que no ha tenido una relación próxima con el deporte tenga un primer acercamiento movido más por su conciencia social que por su pasión por la actividad física. Y todos conocemos casos de gente que fue “medio engañado” a una carrera de 5 ó 10 km y ha terminado incluyendo el deporte en su estilo de vida.

Carreradelamujerbaja-51
Y más allá de los eventos, poco a poco se va haciendo más habitual iniciar la solidaridad a nivel individual. Hace unos días charlaba con los responsables de “Cris contra el cáncer”, una de las fundaciones más activas en los últimos años, y me contaban que habían montado una plataforma (podéis verla en https://solidarios.criscancer.org/) para facilitar a todos aquellos que inician un reto deportivo y quieren motivarse dándole un trasfondo solidario. ¡Qué mejor que tener detrás de desafío una causa para tener ese empujón para salir a entrenar ese día en la que la cabeza dice no!
Podemos pensar que para montar un reto solidario hay que hacer tres Ironman seguidos. Y no es así. Cada uno tenemos nuestros propios sueños y nuestras propias limitaciones. Lo importante no es la altura de la montaña a subir sino el reto que supone para nosotros y la ilusión que nos haga que cada paso que demos ayude a mejorar un poquito la vida de alguien en el mundo. Por, al final, va a ser verdad que la vida es el mejor deporte.